Los beneficios de los backbends
13 de septiembre 2019
Los beneficios de las torsiones en Yoga
16 de octubre 2019

¿Qué es un Sankalpa? El poder de la intención

¿Te acuerdas de todos los propósitos de septiembre? ¿Por qué nunca se cumplen?

Porque casi siempre los hacemos desde el intelecto, razonamos en lo que nos falta y expresamos un deseo, mirando el problema como si fuera ajeno a nosotros.

La tradición del Yoga nos ofrece una fórmula para entender los deseos más profundos de nuestro Ser, sin que tengamos que cambiar lo que somos esencialmente. Esta fórmula es la puesta de la tradición de Sankalpa, la práctica de la resolución.

Basándonos en principios de Neurociencia, al entrar en estado mental Alpha o Nidra – estado de sueño con plena lucidez – podemos acceder a nuestro subconsciente o mundo interior, a nuestro estado mental más profundo y limpiar los condicionamientos de la mente que nos hacen ver el mundo según nuestras creencias y no como es en realidad.

¿Qué es un Sankalpa?

Sankalpa significa una concepción, idea o noción formada en el corazón o la mente, un voto solemne o determinación para llevar algo a cabo, el deseo, la intención definitiva, o la voluntad.

Es un término compuesto por dos raíces, san: referida a la conexión con la verdad más elevada; y kalpa: que quiere decir voto, o “la norma a seguir, por encima de todas las demás.”

Sankalpa en pocas palabras es el voto, o el compromiso que hacemos para respaldar la verdad más elevada. Por definición, sankalpa debe honrar el significado más profundo de nuestra vida.

El sankalpa es también un elemento que aparece en la práctica de Yoga Nidra. Es una resolución o propósito, que repetimos tres veces al principio y al final de la práctica. Es como una semilla que plantamos en la mente y que regularmente vamos regando.

¿Cómo utilizar un Sankalpa?

El Yoga Nidra nos conduce gradualmente a un estado de profunda relajación y es en este momento cuando la mente está quieta y en calma, que se está más sensible, abierto y receptivo. Es ahí donde el sankalpa hace su trabajo y donde plantamos nuestra semilla.

El sankalpa es un mensaje que manda nuestra parte consciente a nuestra parte subconsciente. Dejando impreso este mensaje en la mente subconsciente y repitiéndolo regularmente, se irá manifestando a un nivel más consciente gradualmente, atrayendo nuestro objetivo y provocando cambios en nuestra personalidad y en nuestra vida.
Es importante repetirlo con determinación y sentimiento. Poner plena consciencia mientras se repite. Nos podemos incluso visualizar, en una situación de nuestra vida cotidiana, poniendo en práctica nuestro sankalpa.

¿Cómo crear nuestro Sankalpa?

Cada persona construye su propio sankalpa en función de sus necesidades. Antes de empezar, hemos de observar lo que tenemos y lo que queremos lograr.

Observemos nuestra vida, que queremos de ella, a donde queremos llevarla y que esperamos de ella. 

Tómate tu tiempo, hasta que tengas bien claro que es lo que quieres modificar. Piensa si tienes alguna tendencia o hábito que quieras corregir, o qué aspecto de tu personalidad quieres potenciar. Puede ser general, que englobe varias cosas o puede ser algo muy concreto.

El sankalpa tiene forma de frase afirmativa, corta y concisa. Es importante que la frase no incluya la palabra “ no” , o palabras como “ yo quiero” o “yo necesito” . ¿Por qué? Pues porque en el momento en el que dices , “yo quiero “ , o “yo necesito” te estás diciendo a ti mismo que careces de ello, y eso no es verdad. Buscamos potenciar algo que ya está en nosotros. Tú ya eres todas esas cualidades, ese potencial está en ti, solo que por circunstancias, que puede que sepamos o puede que no, necesitan manifestarse en mayor medida.

Ejemplos de Sankalpa

A continuación YogaYe os da algunos ejemplos de sankalpa para que puedas inspirarte:

  • «Yo soy paz y armonía» o «la paz es mi verdadera naturaleza» en vez de «Yo quiero paz en mi vida».
  • «Yo soy seguridad y confianza en mi ser, en los demás y en la vida».
  • «Yo soy responsable de mi vida».
  • «Yo soy un ser amado y bendecido».
  • «Yo soy alegría y felicidad».
  • «Yo soy salud y vida».
  • «Yo soy abundancia».
  • «Yo soy visión y claridad».
  • etc.

Nuestras recomendaciones

  • Tómate tu tiempo para crear tu sankalpa, no te precipites. Hay veces que queremos cambiar muchas cosas de nuestra personalidad, y sin embargo, todas ellas provienen de la misma raíz.
  • Lo ideal es mantener un sankalpa hasta que se manifieste. Pero, el proceso de generar un sankalpa con el que realmente te identifiques puede que te lleve un tiempo. No siempre vamos a la raíz directamente la primera vez que nos planteamos hacer un sankalpa. Puedes ir poco a poco refinándolo.
    Hay personas que tienen un sankalpa muy general que pueden mantenerlo toda su vida. Otras, según lo que estén vivenciando en ese momento en su vida crean un sankalpa para ese específico momento.
  • Mantén tu sankalpa para ti. Es algo íntimo y personal.
  • Y ¿por qué no recordar tu sankalpa en cada práctica antes de empezar el Savasana o relajación final?
  • Para que el Yoga Nidra haga su efecto, la práctica regular es esencial. Los patrones mentales están muy enraizados en el subconsciente y afloran de forma mecánica.
    Por eso es necesario escuchar. Escuchar al cuerpo y a los sentidos; a la mente y sus pensamientos; a las emociones y los sentimientos, porque es allí donde radica el camino para encontrar los verdaderos deseos del corazón. El alma, utiliza cada uno de esos recursos para manifestar sus más íntimos deseos. Por ello es necesario escucharlos a todos ellos.

  • Con cada oportunidad que se nos presente de poner en práctica nuestra resolución, primero debemos reconocer que somos perfectos y completos. Esta aparente contradicción es la esencia en la práctica de sankalpa. Para cumplir nuestro dharma, debemos encontrar la manera de integrar estos dos aspectos aparentemente opuestos del ser. Dirige tu energía con intención, pero ten en cuenta que tu naturaleza no ha cambiado, ya sea que alcances tus metas o no.

Sea como sea ¡Feliz octubre y feliz Sankalpa!

Deja un comentario